Abren paso a extradiciones de criminales

La decisión de la Corte se aprobó después de que en septiembre pasado los magistrados supremos consideraron que una pena superior a los cien años es igual a la cadena perpetua y no viola la Constitución en relación con los castigos contra delincuentes acusados de crímenes de mujeres en Juárez.

CIUDA DE MÉXICO - La Suprema Corte de Justicia (SCJN) de México modificó la jurisprudencia para declarar constitucional la cadena perpetua, así como la extradición de personas solicitadas por países en los que se les pueda aplicar esta condena, informaron fuentes de la institución. La mayoría de capos mexicanos detenidos en México son buscados por la Justicia estadounidense, y han evitado la extradición con el argumento de que en ambos países no son equiparables las penas lo que violaba la Constitución mexicana.

El máximo tribunal mexicano modificó el criterio de que consideraba la prisión de por vida como una pena contraria a la Constitución y anuló la norma de exigir a otro país una garantía de no imponer castigos a un detenido que no estuvieran contempladas en el código penal mexicano.

De este modo, México podrá extraditar a capos del narcotráfico a Estados Unidos sin tener que pedir a esta nación el compromiso de no aplicarles la cadena perpetua, lo cual es considerado por la prensa mexicana como el principal objetivo de esta medida.

Desde octubre de 2001 la Corte había establecido que la cadena perpetua es una pena inusitada prohibida por el artículo 22 de la Constitución mexicana, sin embargo, los ministros desecharon ese criterio que impedía la extradiciones de narcotraficantes, entre otros delincuentes.

Hoy el Pleno de la Corte además modificó la norma por la que, para autorizar una extradición, el Gobierno de México tenía que exigir al país solicitante la garantía que no impondría prisión de por vida al reo. La decisión judicial también abrió la puerta para que los jueces mexicanos impongan cadena perpetua a criminales peligrosos en el país.

"La prisión vitalicia no constituye una pena inusitada, por lo que para tramitar aquella, no es necesaria que el Estado solicitante se comprometa a no aplicarla o imponer una menor prevista en su legislación", afirmó el texto de la resolución.

Esta situación será aplicada en los casos de que delincuentes que se encuentran en proceso y que tratan de evitar su extradición.

La decisión de la Corte se aprobó después de que en septiembre pasado los magistrados supremos consideraron que una pena superior a los cien años es igual a la cadena perpetua y no viola la Constitución en relación con los castigos contra delincuentes acusados de crímenes de mujeres en Juárez.

La propuesta para modificar este criterio fue presentada por el mismo Presidente de la Corte, Mariano Azuela, junto con dos de sus colegas como un asunto de "grave y urgente resolución" para que este criterio pudiera aplicarse en todo el país.

Avatar
Acerca del Autor