Bajitas, pero muy sexys

Escrito el 06 Jun 2007
Comment: Off
Algunas de las mujeres más sexys, poderosas y famosas lo son gracias a su talento, gracejo y belleza pero desde luego no a su tamaño. Es el caso de Salma Hayek (1, 56 metros -5,11 pies-), Eva Longoria (155 cm. -5,08 pies-), Kylie Minogue (1,52 metros -4,99 pies-) o Paulina Rubio, que no alcanza el metro sesenta -5,22 pies-. Chiquitas pero matonas, y es que siempre se dijo que los perfumes buenos se venden en frascos pequeños. Marilyn Monroe (166 cm -5,44 pies- ) o Bette Davis (160 cm -5,25 pies-) tampoco alcanzaban el metro setenta -los 5,60 pies-.

Y es que la escasez de centímetros tiene sus ventajas, los hombres las encuentran “graciosas, sexys y manejables”. Las “niñas llavero” como muchos llaman a las mujeres de complexión pequeña y estrecha causan furor entre el sector masculino, sólo hay que fijarse en la cantidad de sex-symbols, actrices y cantantes, es decir de guapas oficiales y deseadas que se levantan sobre unos pocos centímetros.

CHIQUITAS CON

CUERPOS 10

Lo que no está reñido con ostentar unas medidas de escándalo. Así le ocurría a la bellísima Bo Derek (163 cm -5,35 pies-), erigida en décadas anteriores como la mujer 10, a pesar de no ser precisamente alta.

Años antes, Kim Novak era bautizada por la prensa y consecuentemente conocida por el gran público como “el cuerpo”, con sus escasos 168 cm. Los mismos de los que hacía gala la bellísima y super sensual chica bond Raquel Welch.

Liz Taylor, admirada por gran cantidad de hombres como la mujer perfecta durante varias décadas mide 1,63 metros -5,35 pies-. Entre las grandes del cine, y cuando decimos grandes aludimos a la talla profesional, destaca Bette Davis, quien deja claro que en su caso fueron su “gran” personalidad y dotes de interpretación los que le granjearon la admiración y fascinación del público, pues a su poco agraciada cara acompañaba una estructura corpórea no mucho más estilizada y alta, de tan sólo 1, 60 cm.

LA ESTATURA NO IMPORTA

De entre las actrices clásicas cabe destacar a otras bajitas míticas, Dolly Parton (152 cm -4,99 pies-) o la niña prodigio y más tarde súper elogiada Judy Garland, que se sujetaba sobre sus sólo 151 cm -4,95 pies-.

A estas alturas, y nunca mejor dicho, parece claro que a los magnates de la industria no parece importarles mucho la estatura de sus estrellas, y les valen tanto las "jirafas"

(Geena Davis, Nicole Kidman o Uma Thurman) como las más pequeñitas. De hecho solamente hay que fijarse en algunas de las famosas más de moda de los últimos años para percatarse de esta evidencia: Scarlett Johansson, elegida por los lectores de la revista erótica Playboy como la mujer más sensual solo posee 1,63 metros de estatura -5,35 pies- , al igual que Renée Zellwegger y Natalie Portman. La española Penélope Cruz les gana por poco, sin embargo Wynona Ryder destaca por su pequeñez (1,60 cm -5,25 pies-), lo que no le ha impedido protagonizar variados romances en la meca del cine.

Aunque las hay todavía por debajo: Sarah Michelle Gellar, protagonista de Buffy Cazavampiros (159 cm -5, 22 pies-) o Jennifer Love Hewitt que mide lo mismo.

APRENDER A VESTIRSE

Las bajitas tendrán que elegir minifaldas, que alargan su figura, minivestidos y bermudas y subirse a unos tacones siempre que puedan. Eva Longoria o Paulina Rubio son dos bajitas que siguen estas pautas y se sacan mucho partido, cópialas.

Las bajitas deben intentar usar prendas en la misma gama de color, sin estampados o elementos que ensanchen, como faldas abullonadas u hombreras. La estilista Mar Díaz aconseja la utilización de mangas cortas y largas ceñidas, que estilizan la figura. Los tocados y sombreros de lado también ayudan a alargar tu estatura, así que si tienes que acudir a una boda y te da miedo pasar desapercibida elige un tocado, eso sí las pamelas producen el efecto contrario. La bajita Victoria Beckham eligió uno de plumas del diseñador inglés Tracy para el día que su marido fue nombrado Sir por la reina Isabel II, consiguiendo sumar unos centíme-tros a su escasa altura.

Deberán, además cortar sus vaqueros y prestar mucha atención al largo del tiro, que deberá ser bajo. Evitarán las faldas por la rodilla, que en ellas pueden quedar por debajo de la rodilla.

Avatar
Acerca del Autor