Castro abandonó el poder temporalmente

LA HABANA - La maquinaria de la sucesión de Fidel Castro en Cuba comenzó a funcionar luego de la decisión del gobernante, por primera vez en 48 años, de ceder todos sus poderes mientras supera una crisis de salud, provocando fuerte conmoción en la isla y esperanza en Miami y Washington.

Castro, quien está a punto de cumplir 80 años, indicó que durante varias semanas se mantendrá alejado tanto de sus funciones de gobierno como de líder del Partido Comunista de Cuba. La televisión cubana extendió su habitual programa informativo para dar a conocer una "Proclama" del comandante en Jefe al "Pueblo de Cuba".

Rápidamente apareció en pantalla el secretario privado de Castro y también miembro del Buró Político, Carlos Valenciaga, para dar lectura al comunicado del presidente.

Según Castro el esfuerzo de su viaje a Córdoba, Argentina, donde asistió a una reunión cumbre del MERCOSUR y la agitación en torno a los festejos del 26 de julio, día patrio pues se celebra el aniversario del ataque al Cuartel Moncada, significaron para él "días y noches de trabajo continuo".

El diagnóstico que ofreció el mandatario fue de "estrés extremo" que le provocó "una crisis intestinal aguda con sangramiento sostenido" lo cual lo obligó a "enfrentar una complicada operación quirúrgica".

La situación lo retendrá varias semanas con "reposo" y "alejado" de sus múltiples ocupaciones, comentó el mandatario en su misiva, sin indicar nada sobre el resultado de la intervención quirúrgica o sus perspectivas. Castro le cederá los poderes de su gobierno a su hermano Raúl, quien tiene 75 años.

Completamente inusual el hecho, se produce semanas después de una racha de los cíclicos rumores sobre la salud de Castro --guardada como un secreto de Estado-- y hasta de una supuesta muerte del barbado líder.

Por expreso mandato del dirigente, su hermano Raúl se hará cargo con "carácter provisional" como primer secretario del Partido Comunista y presidente del Consejo de gobierno, así como comandante en jefe de las Fuerzas Armadas Revolucionarias.

Mientras su responsabilidad como promotor principal de la campaña de salud pública --antes también del presidente-- recaerá en José Ramón Balaguer; idéntica posición en cuanto a educación será compartida para Ramón Machado Ventura y Esteban Lazo. Mientras el papel de impulsor de la revolución energética se asignará al vicepresidente Carlos Lage, expresó la misiva.

Raúl, de 75 años y quien siempre ha estado a la sombra de Fidel, podría no aportar el protagonismo que tiene su carismático hermano; pero es considerado un hombre pragmático, cabeza de los generales y de los comandantes históricos de la revolución.

En este marco Castro pidió a la población, al Partido Comunista y a todos los cuadros el mayor esfuerzo para no demeritar la Cumbre de los No Alineados cuya fecha será entre el 11 y 16 de septiembre y no debe ser suspendida.

Así mismo pidió que los festejos por su 80 cumpleaños --el 13 de agosto-- se desplacen hasta el 2 de diciembre, fecha en la cual se conmemora el desembarco de los rebeldes dirigidos por él en el yate Granma y el comienzo de la lucha guerrillera que lo llevó al poder en 1959.

Acerca del Autor