Faltan cien días para el Mundial

BERLIN - A falta de cien días para el partido inaugural del Mundial de 2006 Alemania cree que tiene los deberes hechos y que todo marcha según los planes, pese a algunas discusiones que han surgido en las últimas semanas en torno a la seguridad de los estadios. "Todo marcha según los planes", dijo el vicepresidente del Comité Organizador, Horst R. Schmidt.

A finales de este mes, estará listo el Fritz-Walter Stadion de Kaiserslautern, el último de los doce que albergarán el Mundial y que en un momento dado generó preocupación debido a grietas que se presentaron en el techo de una tribuna.

A partir del 13 mayo, inmediatamente después del final de la temporada alemana, comenzarán los trabajos para afinar los últimos detalles de los doce estadios y se instalará el césped sobre el que deberán jugarse los partidos del Mundial.

Para el Comité Organizador, parece haber quedado atrás la discusión desatada por la fundación Warentest que les dio malas notas a cuatro estadios -Berlín, Fráncfort, Gelsenkirchen y Kaiserslautern- por considerar que los caminos de evacuación no eran suficientes para el caso de que hubiera un estallido de pánico colectivo.

Sin embargo, las críticas al Estadio Olímpico de Berlín y en concreto a la fosa de tres metros de profundidad que separa la tribuna del campo de juego han tenido repercusiones. La fosa deberá ser cubierta para evitar accidentes en caso de que haya un estallido de pánico los aficionados intenten huir hacia el centro del campo. También, según Schmidt, las obras para mejorar la infraestructura de cara al Mundial marchan según los planes.

El gobierno central ha invertido cerca de 500 millones de euros en carreteras para mejorar la accesibilidad de las 12 ciudades sedes y sus estadios. Los ferrocarriles alemanes, además, han modernizado las estaciones centrales de Leipzig, Núremberg, Colonia y Hannover así como la Oestbanhof de Berlín.

La nueva estación central de Berlín, además, deberá estar lista para el comienzo del Mundial, así como las remodelaciones de las estaciones de Fráncfort y Kaiserslautern.

Avatar
Acerca del Autor