Guerra Republicana por la Nominación Aleja el Voto Hispano

Demócratas y republicanos saben que el voto latino es clave y están aguantando hasta el final

Escrito el 01 Mar 2012
Comment: Off
WASHINGTON, DC - Desde un comienzo de su campaña Mitt Romney enfatizó que no estaba de acuerdo con una reforma migratoria que legalizara la permanencia de millones de indocumentados. La lectura fue que iba en busca del voto conservador del partido republicano. Luego dijo que vetaría el DREAM Act y propuso un controvertido plan de autodeportaciones. Y anoche, durante el vigésimo y tal vez último debate televisado, precisó que Arizona “era el modelo a seguir”.
El 23 de abril de 2010 Arizona promulgó la cuestionada ley SB 1070, la primera en su tipo en criminalizar la estadía indocumentada (un acto que en el resto del país sigue siendo una falta de carácter civil no criminal), permitir que la policía local arreste a individuos si tiene duda razonable que se trata de indocumentados y penalizar la no portación de documentos de identidad, entre otra larga lista de prohibiciones y castigos.
La ley fue demandada, un juez federal dejó en suspenso varias de sus controversiales disposiciones y la Corte Suprema de Justicia aceptó escuchar argumentos para decidir si la medida sigue o debe ser retirada. Dictaminará entre abril y mayo.
Mientras, en otro fallo conocido esta semana, el máximo tribunal de justicia estadounidense falló que los jornaleros tienen derecho a pedir trabajo en las calles, un acto que en su versión original la SB 1070 intentó convertir en delito, al igual que el acto de contratar a un jornalero o detener un automóvil en la vía pública con el fin de darle oficio a un trabajador de las esquinas, o subirlo al automóvil.
Este polémico escenario es el “modelo a seguir” sugerido por Romney. Se trata “de una indicación del problema que tienen los republicanos”, dijo a Univision.com el periodista Matthew Jaffe, corresponsal de la cadena ABC. “La primaria ha durado más de lo previsto y cada día que sigue los precandidatos se van más hacia la derecha en sus posturas, por ejemplo, en el tema de la inmigración”.
Pero nada garantiza que el discurso utilizado sea sinónimo de garantía de triunfo. La primera elección primaria, en Iowa, fue ganada por Rick Santorum (o perdida por Romney). Romney ganó luego en New Hampshire, pero luego Newt Gingrich se impuso sorpresivamente en Carolina del Sur. Romney se recuperó en las semanas siguientes en Florida y Nevada, pero Santorum dio un triple golpe en Colorado, Missouri y Minnesota, haciendo tambalear la candidatura del ex gobernador de Massachusetts.

Avatar
Acerca del Autor