La gasolina seguirá cara

WASHINGTON, DC - Con la escalada de los precios de los combustibles, los estadounidenses tendrán que acostumbrarse tarde o temprano a la idea de ahorrar energía, empezando por la reducción del consumo de sus voraces automóviles.

El valor de la gasolina subió un promedio de 19 centavos en las pasadas tres semanas. Y según los analistas del sector esto se debe a un aumento en la demanda, que los precios del crudo todavía están altos a nivel internacional y que los costos de refinar la gasolina subieron.

El precio promedio del tipo de gasolina regular fue de 2.29 dólares por galón, mientras que el de gasolina de calidad media fue de 2.266 dólares a nivel nacional.

Los precios del crudo, que subieron brevemente hasta 58 dólares por barril la semana pasada, probablemente se mantengan por encima de los 50 dólares hasta el año siguiente, agregó la analista.

El precio promedio de gasolina regular más alto del país fue de 2.63 en California, mientras que el más barato fue de 2.076 dólares por galón y se vendió en Nueva Jersey.

En el país de los grandes espacios y el consumo triunfante, el concepto de ahorro energético no es muy popular, y hará falta tiempo para que los comportamientos se modifiquen.

Sin embargo, los analistas creen que el aumento de los precios de los combustibles podría causar una toma de conciencia, en momentos en que se avivan los temores sobre el agotamiento de las reservas petroleras. El precio de la gasolina va de récord en récord desde hace semanas, y llegó a 2.265 dólares por galón (3.8 litros) el viernes, con picos en algunos estados, como California.

"Nunca hubiera imaginado tener que pagar 2.49 dólares el galón. Creo que eso tendrá un impacto sobre el mercado" automovilístico, declaró Richard Colliver, vicepresidente de Honda en Estados Unidos, al diario USA Today.

Acerca del Autor

Edición Impresa