Mala Combinación para las Fiestas

Beber y manejar cuasa muertes y dolor


WASHINHGTON - l inicio de la temporada de fiestas marca también una de las épocas del año en que ocurren más accidentes de tráfico con conductores en estado de ebriedad a pesar de los esfuerzos de las autoridades por lanzar campañas de información y prevención.

Esta semana, el estado de Nueva York aprobó una de las leyes más estrictas de todo Estados Unidos para castigar a los conductores ebrios, al poner en vigor la Ley Leandra, apenas un mes después de que la niña Leandra Rosado de 11 años perdiera la vida en un accidente de tránsito, en el que la mujer que conducía el auto en que viajaban lo hacía ebria.

La nueva Ley Leandra solo se aplicará en el estado de Nueva York, pero los expertos coinciden en que es un buen ejemplo para el resto del país y un mensaje de advertencia justo a tiempo para el inicio de la temporada de fiestas. Leandra Rosado perdió la vida el 11 de octubre cuando el vehículo que manejaba Carmen Huertas se volcó en la carretera camino a una fiesta infantil.

En el vehículo viajaban siete niñas, incluida la hija de Huertas, de las que una permanece aún en el hospital. La muerte de la niña y las circunstancias del accidente causaron gran impacto en la ciudad y en todo el país.

La nueva Ley Leandra condena con hasta con cuatro años de prisión la primera infracción a una persona que conduzca ebria o bajo los efectos de drogas.

Acerca del Autor