Mormones exploran su fe en México

La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Ultimos Días, conocida como iglesia mormona, no tiene una posición oficial acerca de dónde moraban las tribus antiguas. Arqueólogos mormones dicen que se necesitan más investigaciones para localizar sus ciudades.

Escrito el 19 Jul 2007
Comment: Off
PHOENIX, AZ- En un rincón en medio de ruinas antiguas, no lejos de la imponente Pirámide del Sol, un puñado de mormones estaban sentados en medio de la vorágine de turistas en Teotihuacán, México, y admiraban lo que consideraban su tierra sagrada. "Esto es exactamente lo que dice el Libro de Mormón sobre los jareditas", se entusiasmó Bill Welsh de Provo, Utah, mientras un arqueólogo describía cómo las disputas internas aceleraron la caída de Teotihuacán.

Escenario Sagrado

Para los 13 millones de mormones en el mundo, las ruinas de México y Centroamérica son un escenario sagrado, el ámbito en el que las tribus del Antiguo Testamento se asentaron después de cruzar el océano y donde Jesús fue a predicar después de su Resurrección. Pese a que los arqueólogos consideran que hay escasas evidencias para fundamentar dichas creencias, cada vez más viajeros pagan miles de dólares en busca de conexiones mormonas en giras y cruceros.

"Afianza lo que uno ha leído en el Libro de Mormón", comentó Randy Andrus, de Gilbert, mientras recorría una sección de Teotihuacán conocida como la Ciudadela. "Siento buenas vibraciones aquí".

Los mormones creen que tres grupos de personas _los jareditas, los mulekitas y la familia de un mercader hebreo llamado Lehi_ navegaron desde el Medio Oriente y se asentaron en las Américas cientos de años antes del nacimiento de Jesús.

Los descendientes de Lehi se dividieron en dos bandos, los nefitas y los lamanitas, y fueron visitados por Jesús después de su resurrección alrededor del año 34, creen los mormones. Los nefitas llevaron el registro de su historia en placas de oro.

Los nefitas fueron destruidos por tribus rivales alrededor del año 385, dice la iglesia mormona. Uno de los últimos nefitas sobrevivientes transitó por las Américas hasta enterrar las placas en Nueva York.

Encuentran planchas

Las placas fueron halladas y traducidas en el siglo XIX por el profeta mormón Joseph Smith, dice su religión. La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Ultimos Días, como se conoce a la iglesia mormona, no tiene una posición oficial tomada acerca de dónde moraban las tribus antiguas. Aun los arqueólogos mormones dicen que se necesitan más investigaciones para localizar sus ciudades.

Viajes con tema mormón

Pero eso no ha impedido que algunas agencias de viajes ofrezcan viajes de tema mormón a Guatemala, Honduras y el sur de México, lugares ricos en ruinas prehispánicas.

"Nadie tiene certeza de dónde ocurrieron estas cosas, pero creemos tener buenos candidatos", dijo Blake Allen, presidente de Book of Mormon Tours (Giras de Libro de Mormón).

Avatar
Acerca del Autor