Origenes del Día del Padre

Escrito el 04 Jun 2009
Comment: Off
¿Desde cuándo los padres reciben su merecido postre, derecho ilimitado a mimos y un día completo dedicado a ellos? ¿Será que nos volvimos locos o tal vez las buenas acciones han pasado en forma anónima? Para esclarecer las circunstancias nos dedicamos a desempolvar algunos viejos archivos y nos encontramos con la grata sorpresa de que el Día del Padre es un reconocimiento justo y noble.

Te invitamos a que de la mano del tiempo veas como comenzó esta tradición. Los padres de Estados Unidos y Latinoamérica le deben a Sonora Smart-Dodd la existencia de este día de reconocimiento. Hacia 1910, ella decidió que su padre, William Smart, era tan importante como cualquier madre, por lo que decidió honrarlo dedicándole un día especial. William Smart, veterano de la Guerra Civil, enviudó cuando su esposa daba a luz a su sexto hijo. El ex-combatiente tuvo que criar al bebé y a sus otros cinco hijos sin ningún tipo de ayuda.

Cuando su hija Sonora alcanzó la adultez, se dio cuenta de la fortaleza y generosidad que Smart había demostrado al criar a sus hijos él solo y entonces surgió la idea del "Día del Padre". Fue en el año de 1909 cuando la señora Dodd hizo esta propuesta sin obtener buenas noticias. Pero entonces, el 19 de junio de 1910, en el día de cumpleaños William Smart, Sonora organizó una celebración para su anciano y querido padre. Esa época coincidió con el hecho de que en varios pueblos y ciudades de Estados Unidos otras personas comenzaron a celebrar el Día del Padre. En 1924, el presidente Calvin Coolidge dio apoyo a la idea de crear un día nacional del Padre, y dos años más tarde se reunió por primera vez en la ciudad de Nueva York el Comité Nacional del Día del Padre.

Pero no fue hasta 1956 que una resolución del Congreso reconoció la práctica de honrar al padre dedicándole un día especial.

Diez años después, el Presidente Lyndon Johnson proclamó oficialmente el Día del Padre como un feriado nacional, y en 1972 durante su presidencia, Richard Nixon firmó una ley que establecía en forma permanente la celebración del Día del Padre en el tercer domingo de junio.

Avatar
Acerca del Autor